Archivo de la etiqueta: Hosni Mubarak

Las consecuencias económicas de la violencia policial en Egipto

Español: Panorámica de El Cairo (Egipto) (Photo credit: Wikipedia)

La represión de las manifestaciones a favor de Morsi en El Cairo que ha causado más de 600 muertos y miles de heridos no solo ha desatado una ola de disturbios en el país, sino que puede tener una reacción económica de consecuencias imprevisibles. Edificios gubernamentales, comisarías, iglesias e incluso la legendaria biblioteca de Alejandría se han convertido en blancos de numerosos ataques y las autoridades anunciaron que dispararían contra cualquiera que asalte un edificio. Por su parte, la Coalición Nacional de Defensa de la Legitimidad, que engloba a varios grupos islamistas como los Hermanos Musulmanes, proclamó este viernes “un día de ira” y convocó marchas de protesta. La reacción de las instituciones financieras públicas y empresas privadas, tanto nacionales, como extranjeras, a esta situación de tensión extrema no se hizo esperar.

La bolsa de valores y los bancos de Egipto anunciaron un cierre temporal de al menos tres días. Es la primera vez que estas instituciones cierran en jornada laboral desde enero de 2011, cuando el país estaba sacudido por la primera revolución que desembocó en la renuncia del entonces presidente, Hosni Mubarak. El gigante británico-neerlandés Royal Dutch Shell anunció el cierre temporal de sus oficinas en Egipto hasta, al menos, el próximo lunes, y limitó los viajes de negocios de sus empleados al país. Egipto produce al menos 728.000 barriles diarios de crudo y 60.900 millones de metros cúbicos de gas natural: una gran parte de esta producción se debe a las petroleras extranjeras que operan en su territorio. La renta proveniente del petróleo y, principalmente, del gas varía entre el 7% y el 4% del PIB del país.

El gigante automovilístico General Motors cerró su fábrica de montaje en las proximidades de El Cairo sin precisar cuánto tiempo va a durar el cierre. El Grupo Electrolux, productor sueco de electrodomésticos, suspendió el funcionamiento de sus fábricas ubicadas en los alrededores de El Cairo, donde trabajan unos 7.000 empleados, y comunicó que volverá a revisar la situación el sábado para decidir si prorrogar o no el cierre. El productor turco de galletas Yildiz Holding, con alrededor de mil empleados en Egipto, suspendió su producción por un plazo indeterminado.

La Asociación Textil de Estambul advirtió que ha disminuido notablemente el número de pedidos que reciben las manufacturas textiles turcas que operan en Egipto y que están considerando la posibilidad de cierre. Cabe recordar que la producción y exportación de textiles es una de las principales fuentes de ingresos para el Estado y de empleo para la población local, que sufre un paro de entre el 11,8% y el 13,1% según la cifra oficial, mientras que los expertos insisten en que la cifra real es mucho más alta.

Los gigantes turísticos Thomas Cook Group y el departamento alemán de TUI Travel anunciaron que los turistas que compraron viajes a Egipto tienen derecho de reservar otro destino sin cargos adicionales. Las empresas turísticas rusas han suspendido totalmente la venta de viajes a Egipto. La Agencia Federal Rusa de Turismo prohibió a las compañías rusas vender viajes a Egipto: los operadores rusos estiman que la prohibición les va a costar unos 130 millones de dólares. Cabe destacar que el sector del turismo da empleo a un 12% de los egipcios y constituye un 11% del PIB del país.

El presidente Barack Obama condenó la violencia del Gobierno egipcio y canceló los ejercicios militares conjuntos, un evento bianual tradicional, programados para el próximo mes. Los medios estadounidenses aseguran que ha aumentado el número de legisladores estadounidenses que piden que EE.UU. revoque su ayuda anual a Egipto (unos 1.300 millones de dólares) e incluso influya en el Fondo Monetario Internacional para que corte a El Cairo el acceso a préstamos. Sin embargo, esta opción es muy poco probable dado que Israel, el aliado estratégico de EE.UU. en la región, ya se dirigió al Gobierno de Obama con la solicitud de no interrumpir la financiación de Egipto, que es un punto fundamental del tratado de paz egipcio-israelí de 1979. Tanto por razones de seguridad como por cuestiones geopolíticas, EE.UU. no puede poner en riesgo las relaciones con Egipto, su aliado crucial en Oriente Próximo y mediador principal entre las fuerzas ultraconservadoras y laicas de la región.

– See more at: http://mamvas.blogspot.com/2013/08/las-consecuencias-economicas-de-la.html#more

Los golpes de Estado: ¿Un negocio redondo para las agencias de inteligencia de EE.UU.?

Corbis / RT
Los servicios de inteligencia de Estados Unidos no sólo han participado en la organización de golpes de Estado en otros países, sino que, paralelamente, sacan provecho económico especulando en los mercados financieros, asegura ‘La Voz de Rusia‘.
Especialistas de tres influyentes universidades concluyen que la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), la CIA y otros servicios estadounidenses de Inteligencia no sólo tuvieron acceso a información clasificada de aquellos países en los que impulsaron golpes de Estado, sino que también la utilizaban con ánimo de lucro.

Se trata de un estudio comparativo realizado por la Universidad de California en Berkeley, la Universidad de Harvard y la Universidad de Estocolmo (Suecia), en el que se tomaron en cuenta los golpes de Estado en Irán y Guatemala en la década de 1950, el derrocamiento del presidente chileno Salvador Allende en 1973, y la operación fracasada contra Cuba en 1961.

Según los expertos internacionales, para el derrocamiento del presidente egipcio Hosni Mubarak en 2011, EE.UU. invirtió 150 millones de dólares sólo a través de organizaciones no gubernamentales. Está claro que este tipo de inversión debe ser recuperada. ¿Jugó también este factir su papel en el derrocamiento del presidente Morsi?

Decir que el derrocamiento de los regímenes “hostiles” a EE.UU es el objetivo principal de los servicios de Inteligencia en EE.UU. es como dice el refrán, “un secreto a voces”, según ‘La Voz de Rusia’ .

Los intereses geoeconómicos se pueden rastrear con claridad. Solo basta recordar la declaración del influyente diplomático estadounidense de la primera mitad del siglo XX, George Kennan, que a la hora de instruir a los cuerpos diplomáticos de EE.UU. en América Latina, les habló de “la necesidad de actuar de manera pragmática, protegiendo las reservas de minerales que se encuentran a disposición de Estados Unidos”.

Decir que el derrocamiento de los regímenes “hostiles” a EE.UU es el objetivo principal de los servicios de Inteligencia en EE.UU. es un “secreto a voces

También es bien sabido que poco antes del comienzo de la operación militar occidental en Libia, el país que entonces gobernaba Muammar Gaddafi había adoptado una serie de medidas para debilitar la posición de las empresas extranjeras en el mercado nacional de petróleo. En particular, su gobierno anunció una revisión del acuerdo en materia de concesiones que reducía del 52 al 20% el porcentaje del petróleo que podian explotar las empresas occidentales. Esto hizo que muchos expertos se refirieran a la operación de la coalición occidental en Libia no como “intervención humanitaria”, sino como “guerra por el petróleo”.

Sin embargo, la investigación conjunta de expertos de EE.UU. y Suecia reveló que, además de velar por sus intereses geopolíticos y geoeconómicos, la CIA y la NSA también especulaban en la bolsa de valores para sacar provecho de sus actividades subversivas.

El sistema era muy simple. Las fuerzas especiales filtraban información privilegiada acerca de las operaciones subversivas a las empresas transnacionales y otros participantes del mercado bursátil, quienes la utilizan para maximizar conjuntamente sus beneficios.

En particular, se trataba de aumentar el valor comercial de las acciones de las empresas que tenían participación en uno u otro país, así como interés en la desnacionalización de las industrias estratégicas. Ese fue el caso, en particular, en Guatemala y Chile, donde gobiernos antiimperialistas anteriores habían nacionalizado activos estadounidenses.

La información privilegiada de que en poco tiempo estos activos volverían a sus antiguos propietarios como resultado de un golpe de Estado permitía a sus propietarios obtener miles de millones de dólares en ganancias.

El mundo actual está dominado por la fuerza y “el significado de las palabras lo define un juego de músculo”. Esta es la opinión del filósofo y lingüista Noam Chomsky, uno de los expertos estadounidenses de mayor reconocimiento a nivel mundial en el campo de la geopolítica. La experiencia demuestra que los servicios de inteligencia estadounidenses y las empresas transnacionales relacionadas con ellos han aprendido a convertir con éxito estos juegos geopolíticos en beneficios específicos para su propio bolsillo.

Texto completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/view/99239-golpes-estado-cia-negocio

 

“El pueblo ha despertado”

 

J.C. Malone
Jcmalone01@aol.com

Nueva York.- Esa metáfora y sus mensajes serán una consigna memorable. Habla del pasado, el pueblo dormía, del presente, ha despertado, y lanza un grito de esperanza, todos los pueblos dormidos del mundo despertarán.

“El Pueblo ha Despertado”, puede ser un exitoso “Meme”.  Así le llama el biólogo inglés Richard Dawkins, a ciertas ideas o tendencias culturales, artísticas o políticas que se contagian y replican en alta velocidad y gran efectividad. Como las modas.

En toda Latinoamérica el pueblo despierta por distintas razones. Los chilenos demandan mejores oportunidades educativas, los peruanos defienden su oro, mientras los dominicanos demandan más inversión en educación, y acciones contra la corrupción.

El pueblo ha despertado y tomado las calles del mundo.

En la India, la democracia más grande del planeta, y en Brasil, la más grande de latinoamérica, el pueblo se levanta contra la corrupción. En Egipto, la nación más antigua del planeta, 22 millones firmaron un documento pidiendo la renuncia del presidente Mohamed Morsi y tomaron las calles para demandar su partida.

En Turquía, entre Oriente, Occidente y el Medio Oriente, el pueblo demanda mayor participación en la toma de las decisiones. En Bélgica tomaron las calles contra la corrupción y el nepotismo. En la Cuba comunista, los homosexuales recolectan firmas para demandar la legalización del matraimonio gay. Es un levantamiento mundial contra el “orden” derechista  e izquierdista, un movimiento post-ideológico con la esencia del anarquismo puro.

Son auténticas conspiraciones de ningunos, nadies sin nombres ni líderes, protestando contra el liderazgo prostituido y corrompido.

Demandan respeto a sus derechos y honestidad administrando sus recursos.

Esto empezó en Túnez en enero del 2011 tumbando al dictador Ben Ali, en febrero tumbó al egipcio Hosni Mubarak. Sigue subvirtiendo el orden del planeta y nadie sabe dónde parará, esto es nuevo, el pueblo ha despertado.

 

¿Qué es diferente esta vez en Gaza?

 
eldiario.es
¿Qué es diferente esta vez en Gaza?
eldiario.es

1.- Hamás

Las revueltas árabes han trastocado el orden regional y han modificado algunas alianzas en Oriente Medio.

Prueba de ello es el giro de Hamás: hace un año optó por cambiar sus cartas. Se alejó del régimen sirio, castigado por las revueltas internas con el apoyo de actores extranjeros, abandonó su sede en Damasco y, aceptando una invitación del emir, se instaló temporalmente en Qatar, un país que mantiene buenas relaciones con Estados Unidos y que disfruta de peso político en la región gracias a su riqueza en gas y petróleo.

Fue todo un viraje, teniendo en cuenta que hasta entonces Hamás era fiel aliado del eje Teherán-Damasco-Hezbolá.

En febrero de este 2012 el líder de Hamás, Ismail Haniya, formalizó la ruptura con Siria en un discurso pronunciado en la mezquita Al Azhar de El Cairo:

“Desde la tierra de Egipto saludo a todos los pueblos de la primavera árabe, y en especial al pueblo sirio en sus aspiraciones de libertad, democracia y justicia”, sentenció.

El pasado octubre, solo unos días antes del inicio de la ofensiva israelí, el emir de Qatar visitó Gaza y anunció la entrega de una ayuda de 250 millones de dólares. Fue la primera visita oficial que un mandatario realizaba a Gaza desde el triunfo electoral de Hamás en 2006. Detrás de ella se escondía la intención de Qatar de alejar al movimiento de resistencia palestino de Irán, su tradicional aliado en la región.

2.-El nuevo papel de Egipto

Una de las grandes incógnitas que han preocupado a Israel y Estados Unidos es hasta qué punto el nuevo presidente egipcio, Mohamed Morsi, se atrevería a distanciarse de Israel.

En los meses de atrás Morsi ha intentado remarcar sus diferencias con la política de sumisión ante Israel practicada por su antencesor, Hosni Mubarak. No es ningún secreto que los Hermanos Musulmanes egipcios, de donde proviene el presidente egipcio, fueron la organización ‘madre’ de Hamás cuando éste fue fundado en 1987, al calor de la Primera Intifada palestina.

Pero al mismo tiempo Egipto ha procurado mantener sus buenas relaciones con Tel Aviv y con Estados Unidos, del que el Ejército egipcio recibe 1.300 millones de dólares al año, una ayuda que Washington activó tras la firma de los acuerdos de paz de Camp David entre Egipto e Israel en 1978.

En más de una ocasión Morsi ha criticado a Israel por incumplir los compromisos adquiridos en los pactos de paz de Camp David; ha calificado los ataques israelíes a Gaza como “agresiones contra la humanidad” y su primer ministro visitó la Franja en plena ofensiva militar para mostrar su solidaridad con los palestinos.

El presidente egipcio ha jugado un papel clave como mediador en la negociación del alto el fuego. Fue el anfitrión de la reunión mantenida el pasado sábado en El Cairo entre los líderes de Turquía, Qatar y Hamás para buscar una salida a la situación en Gaza, recibió a Hillary Clinton en El Cairo y ha permanecido en contacto directo con Barack Obama, quien le ha telefoneado en varias ocasiones.

Sin embargo, aunque las reglas del juego entre El Cairo y Tel Aviv hayan cambiado en las formas, no lo han hecho en el fondo. A pesar de los ataques a Gaza, Morsi no ha amenazado con romper los pactos de Camp David, que son, de hecho, su gran baza para negociar las ayudas económicas que necesita de sus aliados occidentales.

Lo que sí busca el presidente egipcio es revalorizar el precio de sus acuerdos de paz con Israel y de su fidelidad a Washington. Quizá no sea casual que, justo tras el alto el fuego en Gaza, haya anunciado que asume amplios poderes en Egipto y que anula la efectividad de cualquier decisión judicial contra él o contra el panel que redacta la nueva Constitución egipcia, integrado por sus aliados islamistas.

Esta nueva deriva autoritaria del presidente ya ha tenido respuesta en la calle. La pasada noche miles de egipcios que se manifestaban para conmemorar el aniversario de la matanza de la calle Mohamed Mahmoud corearon eslóganes contra Morsi y exigieron su dimisión. Está previsto que hoy viernes las protestas continúen y crezcan en número: Los movimientos sociales están despiertos y dispuestos a provocar nuevos sobresaltos.

3.-Unas fronteras más frágiles

Uno de esos sobresaltos se ha vivido recientemente en Jordania, el único país árabe que, junto con Egipto, firmó la paz con Israel. La estabilidad de Jordania no pasa por su mejores días y eso supone una preocupación más para Tel Aviv. La monarquía jordana ha sido cuestionada por multitudinarias protestas iniciadas hace unas semanas, en las que se exige un cambio de régimen.

Israel también comparte frontera con Siria, un país sumido en la violencia, con un régimen debilitado y con algunos grupos de la oposición que cuentan con el apoyo de actores como Qatar o Arabia Saudí. La situación de ‘inestabilidad’ siria podría afectar además al statu quo actual en los Altos del Golán sirios, ocupados por Israel.

4.- La capacidad militar de Gaza

La capacidad de las milicias palestinas de Gaza es ínfima, y más en comparación con el Ejército israelí, el más poderoso de la región. No hay más que ver las cifras de muertos: 177 palestinos, 6 israelíes.

Sin embargo, por primera vez desde que lanzara su primer cohete contra territorio israelí en 2001, Hamás ha logrado alcanzar las inmediaciones de Jerusalén y Tel Aviv. Nunca antes sus proyectiles habían llegado tan lejos.

Tras esos ataques, Israel desplegó (y, de paso, publicitó) su sistema de defensa antiaérea Iron Dome, fabricado por una empresa israelí, con ayuda económica estadounidense.

5.- Las redes sociales

La presencia de testigos directos extranjeros en Gaza es significativamente superior a la que había en 2008 durante la Operación Plomo Fundido. Este hecho, unido a la creciente fuerza de las redes sociales, con un mayor número de internautas palestinos, ha permitido denunciar la muerte de civiles con una mayor difusión de datos, imágenes y vídeos que han tenido impacto en la opinión pública internacional.

6.- Un statu quo regional en revisión 

Estados Unidos se opone a que Palestina sea reconocida como Estado observador de la ONU, y no oculta su gran alianza con Israel. De hecho, Obama ha dicho públicamente estos días pasados, con la Operación Pilar Defensivo ya en marcha, que “Israel tiene derecho legítimo a defenderse”, obviando que Israel es potencia ocupante y que por tanto el derecho a la defensa residiría, si acaso, en el ocupado. La posición de Obama ha satisfecho incluso a los sectores más conservadores de Estados Unidos.

Pero una prolongación de la ofensiva israelí podría sacar a la calle a la población egipcia y jordana, tensar las relaciones de Israel con Egipto, poner en peligro los acuerdos de Camp David, aumentar las críticas contra Tel Aviv en la comunidad internacional, complicar la situación siria e incluso allanar el camino para que una potencia como China, que cada vez teje más relaciones políticas y económicas en la región -fue la primera nación que el presidente egipcio visitó fuera de Oriente Medio- gane influencia en la zona defendiendo, como ya ha hecho estos días, ‘la justa posición de los países árabes en la cuestión palestina’.

Por todo ello, esta vez el alto el fuego ha llegado antes. Aunque ya se sabe que el alto el fuego, en este asunto, siempre es provisional. (Actualizado: De hecho, este viernes un palestino ha muerto y siete han resultado heridos).

Algo se mueve en Oriente Medio. Lo que no cambia es el sufrimiento palestino. Israel continúa incumpliendo las resoluciones de la ONU, ocupando territorios, discriminando y apartando a los palestinos de Cisjordania, cercando Gaza, perpetuando el bloqueo, matando. Lo hace gracias al papel y la complicidad de la comunidad internacional occidental -España incluida- que sigue vendiéndole armas y manteniendo relaciones diplomáticas y comerciales preferentes con Tel Aviv.

Fuente original: http://www.eldiario.es/zonacritica/diferente-vez-Gaza_6_72152788.html

Fuente original: http://www.eldiario.es/zonacritica/diferente-vez-Gaza_6_72152788.html