Archivo de la etiqueta: Danilo Medina

UNA ESPERANZA LLAMADA PCR

 

UNA ESPERANZA LLAMADA PCR
Por Domingo Nuñez Polanco

Cuando un pueblo adopta  su destino, la historia avanza.

Es la lectura principal de lo ocurrido  en los últimos 14 años en la patria grande, como la llamara Bolívar a la  América latina y el Caribe.
Con el naufragio del modelo neoliberal que nos quisieron implantar desde del Norte,  la frustración y la esperanza se juntaron, allí nació la coyuntura.
 La audacia política y la visión de patria de un Guerrero que ya es eternidad, el que demostró con su combate que “si se puede” y le devolvió a esta patria grande los sueños y  las utopías que por más de quinientos años yacían arrinconados  por el yugo opresor del norte y sus socios criollos. Chávez  se hizo presente, ubicándose a la altura de su
papel histórico.
Estos procesos libertarios, de independencia y justicia social son eventos generadores de cambios profundos en la consciencia de la América morena. Dejan lecciones que urge retomar.
En la República Dominicana el movimiento progresista y liberal ha recorrido caminos  tortuosos, y aún hoy, a las alturas del siglo XXI, no ha logrado cuajar sus sueños.
Quisqueya, la tierra del gran Cacique libertario Enriquillo se rezagó en el proceso latinoamericano. Brasil, Argentina,  Venezuela, Ecuador, Nicaragua, Bolivia etc., nos tomaron ventaja en esta marcha hacia el  futuro y los movimientos de la izquierda nacional, no se escapan a esta crítica. Los soñadores originales no tuvieron descendientes para continuar el desafío. Los pioneros fueron sacrificados prematuramente, o fueron ahogados en las tormentas de los egos. En ambos casos, las proclamadas vanguardias herederas, renunciaron a la dialéctica del crecimiento social y conceptual, se aferraron a la supervivencia del aparato y expulsaron a su fuente natural: el Pueblo.
En los últimos cincuenta años surgieron experiencias y líderes políticos, muchos, que hoy no están: Juan Bosch y su gobierno democrático 1963. Manolo Tavarez  Justo y las Manaclas, Tomas Fernández Domínguez y su movimiento constitucionalista, Francis Caamaño y la guerra patria  de Abril 1965, Balaguer y sus 12 años de contrarrevolución, Juan Bosch y Peña Gómez se dividen, uno, Peña  Gómez ,toma  el camino de la Social Democracia y Juan se hace más progresista y abraza el socialismo como su norte en la búsqueda del bien colectivo, Don Antonio Guzmán y la apertura a la democracia, el retorno de Balaguer y su gobierno conservador, Leonel Fernández y la modernidad, Hipólito Mejía y la crisis financiera, retorno de Leonel Fernández y el fortalecimiento de su liderazgo, llegada de Danilo Medina al Palacio Nacional y sus iniciativas de hacer lo que nunca se hecho.
Si bien los sectores progresistas y liberales han  promovió batallas políticas e ideológicas importantes a nivel de opinión pública y otros escenarios, no estuvieron a la altura de las expectativas generadas. Sin embargo, la historia no se detiene, prosigue su curso trazado por las corrientes sociales, políticas y económicas.
Por las  curiosidades del devenir histórico y del realismo mágico, precisamente gracias a la  crisis económica, social, política y sobre todo a la de orden ético  que se originó en la primera década del siglo XXI, surge una nueva fuerza política llamada PCR.
¿Cuál sería la labor fundamental de esa nueva fuerza?
El PCR debe ser convocador y promotor del rescate de valores ancestrales, que fortalezcan los tejidos sociales, estimulen la investigación propia y la producción de conocimiento que apoye el ejercicio y la creatividad en las artes y que promueva la organización de redes sociales y la participación comunitaria, tareas urgentes para un proceso social de cambios
La gran tarea de comenzar a darle cuerpo a los sueños de un país, es a través de su historia, de la Cultura, esta tiene que ver con el imaginario social, el mayor poder dinamizador de la sociedad.  Tratamos con seres que sueñan, que aman, que  inventan mundos.
La creación de este espacio cívico renovador, educador y conductor es inaplazable.
Si el PCR nació como repuesta  a la  desilusión de las grandes mayorías  y por la audacia de un líder (General Zorrilla Ozuna), que supo  ubicarse a la altura histórica para dar esperanzas a los excluidos, a los pobres de nuestra patria, al igual que aquel Arañero de Barina, Venezuela  que lucho y vivió por los pobres del mundo.

El partido cívico renovador debe constituirse en una nueva experiencia organizativa, social, política y cultural, superando errores del pasado y haciendo aportes a los irreversibles cambios sociales de  la época.

Domingo Núñez Polanco

 

Presidente Danilo Medina, aceptación y disgusto entre dominicanos

Imagen activa

Por Diony Sanabia *

Santo Domingo (PL) El presidente dominicano, Danilo Medina, cumple este 16 de agosto el primer año en su cargo con opiniones divididas sobre la manera de conducir el Gobierno y la necesidad de enfrentar más eficazmente el viejo problema de la corrupción.

Durante el período, que se corresponde con la tercera administración consecutiva del Partido de la Liberación Dominicana, han ocurrido numerosas manifestaciones para exigir el enfrentamiento de ese flagelo y la impunidad.

Integrantes de organizaciones sociales y populares expresaron en el capitalino Parque Independencia su descontento con la actual situación, como cierre de varias jornadas de la denominada campaña Paren esto.

A juicio de los participantes en el acto de denuncia, el jefe de Estado se convertirá en cómplice del robo sistemático si prosigue evadiendo el problema.

Medina prometió al tomar posesión del cargo el 16 de agosto de 2012 actuar contra la corrupción ante el más mínimo rumor, pero hasta el momento no lo ha hecho, criticaron.

Frente a invitados de 75 países y organismos internacionales, el mandatario afirmó que sería intolerante con actos deshonestos y despilfarro de recursos.

Garantizaremos la transparencia, elevaremos la calidad del gasto público y avanzaremos firmemente hacia una gestión pública austera, cada vez más profesional y efectiva, señaló.

Sin embargo, los respectivos ministros de Relaciones Exteriores, Juventud y Obras Públicas, Carlos Morales, Félix Minaya y Gonzalo Castillo, son acusados ahora de utilizar sus altos cargos para cometer actos de malversación, tráfico de influencias y nepotismo.

También reciben el rechazo de diversos sectores el expresidente Leonel Fernández, el senador oficialista Félix Bautista, uno de sus principales colaboradores, y el director de Ética y Transparencia del Poder Ejecutivo, Marino Vinicio Castillo.

Pese a iniciativas y esfuerzos realizados, muchos dominicanos se quejan del nivel de inseguridad en las calles y el proceder de la Policía Nacional, cuyos integrantes aparecen involucrados con alta asiduidad en violaciones de derechos humanos.

En el ámbito social, el Gobierno recibe halagos por la atención al sector educacional a partir de la entrega, como establece la ley, del cuatro por ciento del Producto Interno Bruto a la enseñanza pública preuniversitaria.

Menos de un mes después en el puesto, Medina lanzó el Plan Nacional de Alfabetización Quisqueya Aprende Contigo, cuyo inicio oficial aconteció el pasado 7 de enero con la meta de beneficiar a más de 851 mil personas.

La iniciativa tiene como objetivo que el 8 de septiembre de 2014 el territorio dominicano sea declarado libre de iletrados por la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

El mayor resultado de Medina será erradicar el analfabetismo en este país caribeño, afirmó recientemente el director general de Comunicación de la Presidencia, Roberto Rodríguez.

Según fuentes oficiales, unas 70 mil personas aprendieron a leer y escribir con la referida iniciativa, que se encuentra actualmente en su segunda etapa tras una primera terminada el 31 de julio último.

Pedro Luis Castellanos, coordinador de Programas Especiales de la Presidencia, precisó que hasta esa fecha se incorporaron a los estudios 307 mil 381 compatriotas iletrados.

La segunda fase hasta finales del presente año pretende elevar esa

cantidad a 500 mil, subrayó el funcionario, quien puntualizó que más

allá de cumplir su meta, el Plan dará la oportunidad a los egresados de seguir formándose en la educación básica flexible.

El Gobierno dominicano admitió en julio pasado el retraso en la

construcción de las 10 mil aulas prometidas por Medina para el inicio

del próximo curso escolar.

Tras reconocer esa situación, una especie de sombra en medio de la obra, según varias voces, el ministro administrativo de la Presidencia, José Ramón Peralta, aseveró que los locales estarán listos antes del final de 2013.

En opinión de autoridades, la falta de planificación y los conflictos entre las instituciones responsables de cumplir el mandato presidencial impidieron lograr el objetivo.

Por otra parte, cuando Medina y su equipo de trabajo gozaban de una buena aceptación de sus compatriotas en los primeros 30 días de mandato, el anuncio de una reforma fiscal cambió el panorama.

Ante la difícil situación económica para los sectores de menos recursos y las desfavorables previsiones, miles de dominicanos se lanzaron a la calles para repudiar la medida.

Durante uno de los actos de rechazo perdió la vida un estudiante de Medicina de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, de 21 años de edad, por dos disparos de la Policía, lo cual acrecentó aún más el descontento hacia el Gobierno y esa fuerza represiva.

Con la reforma fiscal, convertida en ley a inicios de noviembre, la

administración pretende recaudar un estimado de 46 mil millones de pesos, más de mil millones de dólares.

También un tema que ocupó grandemente a Medina en este tiempo fue la minera trasnacional Barrick Gold, a cargo de la explotación de un yacimiento de oro en el centro de Dominicana, que aceptó la propuesta del Estado de revisar y modificar un acuerdo bilateral.

Los cambios permitirán al Gobierno aumentar los ingresos por impuestos en más de mil 500 millones de dólares, y se recibirán los 10 mil millones de dólares que se proyectaron en marzo pasado para un total de 11 mil 600 millones de dólares.

Ese monto podrá subir o bajar dependiendo del precio del oro en el

mercado de Londres.

Antes de esta decisión, el Gobierno tenía previsto recibir 377 millones 400 mil dólares de 2013 a 2016, de un total de ingresos brutos de exportación proyectados en ocho mil 386 millones 800 mil dólares en ese período.

Luego de la negociación, dos mil 200 millones de dólares irán al Gobierno, casi seis veces más de la cantidad planificada.

Por último, en política exterior, Medina acudió a importantes reuniones de diversos mecanismos de integración política y económica, a las cuales llevó el mensaje de unidad entre todos.

De esa forma, Dominicana se integró como miembro de pleno derecho al Sistema de Integración Centroamericana en junio anterior junto a Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y Belice.

*Corresponsal de Prensa Latina en República Dominicana.

arb/dsa

 

Capital Político: Leonel Y Danilo

Foto de Rosario Espinal para BlogRosario Espinal

Así como se habla de capital en sentido económico, de capital humano para referirse a las capacidades de las personas, y de capital social a las redes de relaciones que mejoran las oportunidades de vida, también hay capital político que refiere al aval ciudadano de la gestión política.

Cuando Leonel Fernández volvió al poder en el año 2004, tenía un gran capital político. El gobierno de Hipólito Mejía había colapsado en medio de una crisis económica y el desatinado intento reeleccionista. La población dio a Fernández el timón de la nación con 57% de los votos, el porcentaje más alto registrado hasta la fecha por un candidato presidencial durante el período democrático que se inició en 1978.

El restablecimiento de la estabilidad macroeconómica trajo confianza al país y permitió un repunte en los niveles de aprobación de la figura presidencial y de muchas instituciones públicas, tal cual revelan las encuestas comparativas de esos años.

Con ese capital político, Fernández se embarcó durante ocho años en la construcción de grandes obras de infraestructura, algunas controversiales como el Metro de Santo Domingo, e hizo casi todo lo que se propuso, independientemente del nivel de apoyo popular con que contara, aunque siempre aseguró apoyo en las altas esferas. En su reforma constitucional consiguió además incluir al PRD a través del pacto con Miguel Vargas.

En los momentos de mayor oposición a algún proyecto, Fernández llamaba al Palacio Nacional a los directores de medios de comunicación para concitar su apoyo; o a veces las protestas coincidían con sus estadías fuera del país.

En la psiquis política dominicana, Leonel Fernández había reemplazado a Joaquín Balaguer en el caudillismo ilustrado y eso le dio margen de rejuego político. Además, ha comandado la masa balaguerista y sus organizaciones políticas.

Enfocado en construir grandes obras de infraestructura, cambiar la Constitución para restablecer la reelección indefinida (no consecutiva), moldear las Altas Cortes, y fomentar un proceso de acumulación de capital entre sus colaboradores, Fernández perdió conexión con las necesidades y demandas del pueblo dominicano.

El punto de inflexión fue la lucha por el 4% del PIB para la educación. La insistencia de Fernández en desestimar esa legítima demanda develó un mal uso de capital político. En el 2011, su popularidad declinó, y en ese contexto la popularidad de Hipólito Mejía repuntó de manera inesperada.

Sin duda, Leonel Fernández cuenta con una base electoral propia y una estructura de poder político y económico que lo coloca en una posición preeminente en la vida política dominicana, pero su declive en popularidad documentado en diversas encuestas, fue producto del desencanto de muchos con su estilo de gobernar a espaldas de las necesidades y aspiraciones de amplios segmentos de la población.

Danilo Medina no cuenta con los recursos discursivos de Fernández ni tiene aún una base electoral propia, pero ha llenado el hueco que dejó su antecesor estableciendo cercanía con la gente, mostrando frugalidad, y atendiendo algunas necesidades de la población. Esta es la fuente de su capital político.

Hacia adelante, el desafío de Medina es cuáles medidas tomar y qué proyectos impulsar para mantener en alto su popularidad, y por ende, disponer de capital político para accionar en un contexto adverso de bajo crecimiento económico y precariedades sociales acumuladas.

Invertir recursos en servicios públicos para mejorar significativamente el nivel de vida de la gente requiere combatir la corrupción y la ineficiencia en la administración pública. Pero un año después de la inauguración del gobierno, la pregunta se mantiene en el tintero: ¿se embarcará Danilo Medina en esta tarea o será buchipluma no más?

Enlace al periódico HOY: http://www.hoy.com.do/opiniones/2013/8/20/494959/Capital-politico-Leonel-y-Danilo

 
 

 

 

… Y en eso llegó Fidel”: La dulce enfermedad del centrismo

Pablo McKinney

“… y seguir de modo cruel, con la infamia como escudo, difamando a los barbudos… y en eso llegó Fidel”. Carlos Puebla y sus tradicionales.

Esto de barrer pa’ dentro… buscando el Centro, es una estrategia política que dio excelentes resultados a un doctor Peña Gómez que, visionario (y lustros antes del fin de la Guerra Fría), miró más allá de la curva….encontró luz al final del túnel, y raudo y veloz buscó amparo en la Internacional Socialista y sobre todo en los llamados liberales de Washington encabezados entonces por el presidente Carter. (Para entonces, para cierta izquierda sonámbula criolla todo contacto con Washington era una traición a la patria y te convertía “ipsofactamente” en agente de la CIA).

Con ellos y el voto del sufrido pueblo dominicano logró José Francisco sacar del Palacio Nacional a Joaquín Balaguer.

Casi 20 años después de aquel agosto de 1978, -entre 1995 y 1999-, Temo Montás, Danilo Medina y Leonel Fernández, con el visto bueno de la mayoría del Comité Político morado, tomaron el mismo camino… barrieron pa’ dentro buscando el centro y ahí están los resultados.

Hoy presidente, Danilo Medina ha dado continuidad y ha profundizando esa política de centro que con éxito ejecutó Leonel  Fernández. (En esa profundización está la “naiboa”).

El presidente Medina tiene bien claro que no es correcto que un mandatario rompa con su base política y social que le llevó al poder, sí, pero también sabe que en la política de hoy, para ser exitoso se debe de ser plural, nada sectario… y centrista de vicio. Barrer pa’ dentro. Eso. Eso, profesor, la dulce enfermedad del centrismo.

Se trata de que en el barco gubernamental quepan todos… o casi todos, incluidos los más cáusticos, cínicos, irrespetuosos, corrosivos, y/o “insultosos” enemigos de antes, al fin, la política siempre ha hecho extraños compañero de cama, que nos decía Fraga en las Españas.

Es la democracia y sus imperfecciones, imponiendo sus reglas electorales y de lucha mediática. Por algo la democracia es el peor de los sistemas políticos, con la única excepción de todos los demás, según Sir Churchill.

El gobierno no va romper con la ortodoxia peledeísta, ni arrebatará del todo los botines entregados (en pago a servicios electorales prestados) a los partidos y partiduchos de su Bloque Progresista, Cancillería incluida. Pero muy correctamente seguirá ofertando amores y acariciando egos, repartiendo abrazos entre esa sociedad civil que la torpeza perredeísta dejó huérfana. Amigos de ultima instancia y tantos años, ay, ¿Te acuerdas, Milagros, te acuerdas Hugo, te acuerdas José Francisco… debajo de la tierra? Mi casa era llamada la casa de las flores. Era una bella casa…”. (Neruda. “Explico algunas cosas”.)

El PRD se olvidó de Peña y sus postulados de participación social, y eso le  alejó del poder… y de cierta sociedad civil poderosa, dominante, imperial y casi determinante en la lucha mediática de programas y diarios…

“Y en eso llegó Fidel” a barrer pa’ dentro… buscando el Centro.

 

EL ROEDOR: Al PLD también hay que salvarlo

images (6)Aristófanes Urbáez

 “Ningún político puede ir al poder a robar y abusar”.

“¡Bienaventurados los felices-adaptados porque ya ingresaron al  eterno fuego de la Divinidad!”. 

Siguiendo la tradición de sensatez del gran banilejo, Rafael Herrera, el otro “siembra hielo”, Miguel Franjul, pide que el PRD sea ¡salvado!, que se haga un esfuerzo blanco para ver si los aportes y la tradición perredeístas de 74 años, la cordura, la inteligencia, se imponen a la ignorancia, la ambición, la prepotencia y la grosería con que siempre nos ilustra el partido cuya grandeza viene de  Cotubanamá Henríquez-Bosch y Peña Gómez. Pero sucede y viene a ser, que todos los partidos pasan por la misma encrucijada de “descreimiento’ y aunque no se vea, al PLD, también, hay que salvarlo.

El presidente Danilo Medina decía en la campaña perdida de 2000, que nuestros pobres no son  malagradecidos, ni mala paga, y a 13 años, el ministro de Obras Públicas, Gonzalo Castillo, confiesa que Danilo, hoy Presidente, le ha  ordenado que donde quiera que se reconstruya un camino vecinal o se bachee una calle, aunque sea de poca importancia, los ranchos desvencijados, las casas podridas, sean reparadas con pisos de cemento, las paredes sean madera o de block (empañete), letrinas y pinturas para que los pobres se sientan bien y vayan  recuperando su dignidad. ¡Nadie que lo conozca podía esperar menos del gobernante sureño, y ello se hará en las 32 provincias, todos los municipios, distritos municipales, secciones y hasta parajes! Esto no quiere decir que se edificará otro país, pero se cumpliría, con esos caminos vecinales y carreras, bohíos y ranchos, lo que dice el obispo blanco de La Vega, Camilo: “Se puede ser pobre, pero no sucio”. Un plan como el anunciado por Castillo nos pone contentos a pobres, clase media y ricos, porque “el feo hocico de la pobreza no alegra a nadie” (tengo una lista de casas derrengadas en el Sur, pero habitadas).

2.- Préstamo y deuda
Con los préstamos de Danilo a todos los sectores productivos, proyectos agropecuarios abandonados, las Pymes, bancarios; más el amplio programa de construcciones (sobre todo escuelas, hospitales, acueductos, electrificación rural  y carreteras), no hay economista serio que se atreva a decir que no comienzan a verse los frutos. Ahora bien: la mayoría de los empleados públicos no se acuerda que fue Leonel en 1996 quien le aumentó los salarios (los maestros ganaban 1,400 pesos por tanda), y no es que son malagradecidos, sino que es una deuda social de más de 500 años y la historia de la civilización, aunque con grandes retrocesos y sangre, va en espiral, acaso como dijeron J.B. Vico y G.W.F. Hegel, dialécticamente y si Lula da Silva aumentó a 68% al sueldo en 8 años, sacó 40 sacó 37 millones de la pobreza y otra gran franja de clase media avanzó en poder adquisitivo, nadie en Brasil tiene que agradecerle eso ni a él ni a Dilma (por eso fue un pago social); pero a pesar de eso, es asunto de psicología de masas, allá y aquí, uno oye las voces de los pobres agradeciendo las obras hechas y quejándose de los incumplimientos. “¡Gracias al Presidente, que nos eliminó ese hoyo; que nos trajo la luz, el agua!”,etc . Los “usurpadores” de la ‘sociedacivil’, de las ONG que compiten con el Estado y los que se guían por ideologías, jamás lo reconocerán, ni lo agradecerán. Si fuera así, Dilma, cuya  economía crecerá un 0.5%, pero que no ha abandonado los programas sociales y que ha enviado a unos 100 funcionarios del PT y aliados a la Justicia por corrupción, estuviera la aceptación del 70%. ¡Pero si, como dice The New York Times, en Río de Janeiro una pizza grande cuesta 100 dólares, aunque no rechacen a la Rousseff, todos los sectores de clase media protestarán porque nadie quiere empobrecerse después que ha avanzado!

3.- Crisis de globalización
Aparte de la crisis política y de seguridad (de la que hablaremos más adelante), la crisis de las clases medias en global y ha llegado a los países nórdicos, a Japón, a China, y en USA, ni se diga. ¡El pobre Ollanta Humala se llevó de V. Llosa y se sofrió con un 17% de popularidad! ¡Ay, Perú! Lo de Grecia, España y Egipto es diario (pese al componente político). Ahora estalló con fuerza en Bulgaria porque nombraron a una especie de Silvio Berlusconi (jefe de medios de comunicación y magnate) como “Jefe de Seguridad del Estado”. ¿Cuál fue la recomendación de los dos supervisores de la Unión Europea en Bulgaria? “Ya ningún gobierno puede darse el lujo de gobernar para una oligarquía”. ¡Sopla! (sigo).

 

Danilo… en su primer año

English: Danilo Medina Lula

Es bueno que el Presidente no esté conforme con los logros del gobierno en su primer año. Es lo que indica que en los próximos tres años se duplicará el esfuerzo para mejorar cada cosa, para que haya menos pobres y para que este sea un mejor país.

Es verdad que la valoración del primer tramo del gobierno es excelente. Nadie puede negar que Danilo Medina y su equipo han hecho un esfuerzo para modificar muchas cosas que no andaban bien.

Y que se está haciendo “lo que nunca se hizo…” en áreas básicas como la educación, la salud, el adecentamiento de la función pública, el desarrollo humano…

Pero aún queda casi todo por hacer en un país con tan larga deuda social, atenazado por un déficit educacional que se remonta a los inicios de su propia existencia, con una parte de la población iletrada mientras avanza impetuoso el siglo de la tecnología digital.

El programa de alfabetización es bueno en tanto rescata de la indigencia escolar a decenas de miles de dominicanos analfabetas. Lo que de por sí habla de nuestro descuido histórico en materia educativa y explica la razón de nuestro atraso medular.

Ponerle atención a un problema que forma parte de nuestras estadísticas poblacionales más vergonzosas, ha sido un gran acierto del Presidente, y los resultados comienzan a verse.

El hecho de que en esta época más del 20 por ciento de la población del país sea analfabeta, constituye de por sí una grave denuncia sobre el descuido de los gobiernos pasados en un área tan sensible como la educación.

Era, entonces, un asunto de justicia social más que una iniciativa de políticas que requieren de otros parámetros en el sector educativo para lograr la inserción del país en la carrera hacia su desarrollo integral.

Se impuso el factor humano

En su primer año, Danilo ha gobernado teniendo en cuenta el factor humano. Eso explica no sólo su empeño para erradicar el analfabetismo, sino su política de acercamiento a los sectores más deprimidos de la sociedad en un cara a cara novedoso para gente que nunca antes había visto de cerca a un Presidente de la República.

No puede hablarse de improvisación en esa iniciativa pues en sus primeros días como Presidente visitó algunos barrios periféricos, y en el caso particular de La Barquita acudió varias veces a reuniones con los lugareños para disponer su traslado a un lugar fuera de las constantes amenazas de inundaciones.

Sus visitas sorpresas los fines de semanas a distintos sitios del interior han sido constantes, y en cada una de ellas resuelve algunos de los problemas más acuciantes de la población.

Danilo Medina ha sido, por lo menos en su primer año, un presidente distinto, cercano, que escucha a la gente y se identifica con los problemas de los más necesitados.

Cuestión de personalidad

He visto en televisión los últimos días comparaciones odiosas entre Danilo Medina y el expresidente Leonel Fernández.

Nada que ver uno con otro, a pesar del mismo origen partidario y formados bajo las enseñanzas del profesor Juan Bosch desde sus estudios universitarios.

Se trata de personalidades, estilos y visiones diferentes sobre el país y hasta con origen, formación y educación distinta. Leonel arrastra desde su infancia la grandilocuencia norteamericana, donde estudió sus primeros años… De ahí el “Nueva York Chiquito”.

Danilo, en cambio, es de un pueblito de San Juan, Arroyo Cano, donde estudió sus primeros años, y se ha distinguido siempre por resaltar su origen humilde sin haber hecho jamás ostentación de ninguna naturaleza a pesar de que ha sido figura de poder las últimas dos décadas.

Leonel es un académico distante, pensador y estratega, líder de gabinete,… Danilo, un armador cercano, de contacto directo y fino olfato político… Juntos forman un “one-two” electoral invencible en estos tiempos borrascosos…

¡…Y eso duele, compañero!

TOMADO DEL LISTIN DIARIO

Presidente Medina con muchos planes en salud y educación

El mandatario inició en su primer año de gobierno el remozamiento de los principales hospitales, y materializó la promesa del 4% para la Educación. Por Niza Campos/Redactora Senior

Cuando asumió el poder el 16 de agosto del 2012, el presidente Danilo Medina, se comprometió con los sectores salud y educación, a fin de que los dominicanos pudieran recibir esos servicios con calidad, promesas que a un año de gestión sólo ha podido cumplir en parte.

Los anuncios de Medina incluían remozamientos, nuevas construcciones, así como planes de trabajo tendentes a lograr un buen desarrollo en esos sectores.

En el área de Salud Pública, el propio mandatario reconoció que los hospitales del país “son una pocilga”, y que más de 100 necesitaban ser intervenidos. Los cañones se enfilaron entonces al remozamiento de los principales centros hospitalarios del país, en los que se trabajan con inversiones superiores a los RD$9 mil millones.

El ministro de Salud Pública, Freddy Hidalgo Núñez, detalló que en el primer nivel de atención, se ha invertido más de RD$2 mil millones para la entrega de unos 50 centros de diagnóstico; RD$2,500 millones en la construcción de la nueva Ciudad Sanitaria Luis Eduardo Aybar (incluye el hospital ); cerca de RD$2 mil millones en el Darío Contreras, y otros RD$2 mil millones en el José María Cabral y Báez, de Santiago. A ello se suma otro anuncio de una inversión de RD$2,900 millones, para la construcción y reconstrucción de 65 hospitales en todo el país.

Hidalgo Núñez aseguró que en el primer año de gobierno se ha logrado una reducción en la mortalidad materna e infantil, así como se ha mantenido el control sobre enfermedades como la malaria, la leptospirosis y el cólera, mientras señala que se trabaja para controlar el dengue.

Pero no todo fue positivo, el Ministerio de Salud Pública también se vio envuelto en una crisis, debido a la falta de vacunas contra la influenza AH1N1, lo que causó alarma en la ciudadanía ante el incremento de los procesos gripales.

En medio de las críticas, la institución desplegó una amplia campaña de higiene en la población, y llamó a no alarmarse. Luego las vacunas comenzaron a llegar, y el impasse fue superado, lo que no ha sucedido con los casos de dengue, cuyas cifras se mantienen en aumento, y ya rondan los siete mil afectados, y más de 47 muertos.

Otro punto trascendental a favor del sector salud fue la eliminación total de la cuota de recuperación en todos los hospitales públicos.

La educación y sus cambios

El primer compromiso asumido por Medina fue otorgar el 4% del Producto Interno Bruto (PIB) para la educación preuniversitaria, sumado a la construcción de 10 mil nuevas aulas, la ampliación del número de escuelas con jornada extendida, y el programa de alfabetización. A ello se sumó la reestructuración del Ministerio de Educación, para descentralizar funciones.

Los cambios se han sentido en el orden educativo, comenzando por el Ministerio de Educación, donde su titular hasta el 19 de julio pasado, Josefina Pimentel, fue destituida del cargo, y en su lugar nombrado Carlos Amarante Baret.

De inmediato, el nuevo incumbente garantizó que la aplicación del 4% del PIB contemplado en el presupuesto del año 2013 para la educación preuniversitaria se ejecutaría plenamente.

Como parte de la inversión de esos recursos, está el aumento de un 20% que se hizo al salario de los profesores.

Uno de los mayores logros exhibidos en el orden educativo es el programa de alfabetización “Quisqueya Aprende Contigo”, el cual ha tenido una gran acogida por los diferentes sectores de la población, quienes se sumaron al proyecto.

A través del mismo se busca alfabetizar unas 850 mil personas en todo el país, con la graduación, el jueves, de los primeros 70 mil beneficiados del programa.

Sin embargo, las prometidas 10 mil aulas para el primer año de gobierno han tenido sus tropiezos, y las mismas no estarán listas como se tenía pautado. Dichos retrasos se deben principalmente a la falta de solares para levantar los planteles, pero el mandatario le advirtió a sus funcionarios que no quiere excusas, sino las obras.

Aunque no estarán listas para el inicio del año escolar, las autoridades mantienen la esperanza de que las obras sean entregadas este año. La meta se mantiene, pero sin fecha fija.

Mientras, fue ampliado el esquema escolar de “Jornada Extendida”, para estudiantes que, entre otras facilidades, recibirán desayuno, almuerzo y merienda. La jornada de ocho horas de clase se inició con un plan piloto en 97 escuelas, donde participaron 23 mil niños y niñas en todo el territorio nacional. Este plan se enmarca dentro del programa del gobierno del presidente Medina que para el próximo año escolar contemplaba la incorporación de 195, 387 estudiantes del sistema público.

Los gremios

El CMD y su “sí, pero no”

La presidenta del Colegio Médico Dominicano (CMD), Amarilis Herrera, reconoció que el Presidente le ha dado importancia a muchas de las denuncias del gremio, en torno al deterioro de las infraestructuras de los hospitales. Pero consideró que debe trabajarse más en la reducción de la mortalidad materno-infantil y otras enfermedades infecto-contagiosas como el dengue, el cólera, la leptospirosis y la malaria.

“Debemos seguir trabajando, y esperamos que las autoridades sigan poniendo empeño, y el Colegio Médico seguirá haciendo denuncias para que se busquen soluciones y la salud del pueblo pueda ir mejorando”, manifestó.

ADP y mejores sueldos 

El presidente de la Asociación Dominicana de Profesores (ADP), Eduardo Hidalgo, se ha mantenido reclamando un reajuste mayor para los educadores.

Los maestros aducen que todavía los sueldos se mantienen por debajo de la inflación, y que para exigir mayor calidad deben ser mejor remunerados.

A decir de Hidalgo, un maestro ganando RD$8,972 como salario base por tanda, que después de los incentivos llega a RD$14,000, no puede subsistir. Además, aspiran a que este año se aplique la evaluación del desempeño.

TOMADO DE DIARIO LIBRE