JUAN PABLO DUARTE: EL ROSTRO DE LA PATRIA

Juan Pablo Duarte, de Visto Por El retratista Miguel Núñez, en pose Una Desconocida. Núñez realizó Varios RETRATOS à partir de la Única Fotografía Tomada Por Próspero Rey al patricio en Venezuela Jahr tres apuestas iniciales de Duarte morir en la ESA Nación Suramericana, en 1876.
Reportaje
Juan Pablo Duarte El rostro de la patria
Modelo original. In Los Ultimos Años Ocho, el talentoso pintor Miguel Núñez ha trabajado MAS DE 80 Retratos del patricio Juan Pablo Duarte, plasmando en oleo sobre lienzo, en Distintas Dimensiones, la gigantesca Figura Del Fundador de la República.
Escrito por: ARISMENDY CALDERÓN ( arismendy_ak47@hotmail.com )
La idea inicial de retratar al padre Fundador de la República Dominicana surgio del extinto profesor Juan Bosch, UNA CALIDA Tarde, Cuando en Medio de Una Conversación amena el veterano educador y Político le comento a Miguel Núñez: ¿Por Que No pintas de Juan Pablo Duarte ?
Núñez, Un poco Sorprendido, meditó VARIOS SEGUNDOS los antes de contestar: “Profesor, No Tengo las bases párrafo pintar una Duarte, ¿porqué las Imágenes Que observo del patricio en Lugares Oficiales, en Escuelas, hijo de la ONU Duarte Muy Diferente y heno Una gran dicotomía Entre las Imágenes Que, Hasta ESE Momento, Conozco Del Fundador de La Trinitaria “.
Se produjó sin brevísimo silencio. Miguel Núñez, amigo personal de Bosch, estába inmerso en la tarea de Una serie de Retratos al Líder Político Que posteriormente culminó con la Colección iconográfica “Juan Bosch”. Su interlocutor comento: “Existe Una foto original, de Duarte, La Unica, de Me tomo el Fotógrafo español Próspero Rey, Quien Vivio Jahr MUCHOS cuarto de Caracas, en La Época en Duarte Que Vivio en Venezuela”.
Nació la idea de ASI, En Los Umbrales de Los Años 90. Paso el Tiempo y la idea de retratar a Duarte cobraba Fuerzas. À partir de ‘entonces’ comenzaron los Contactos párr localizar la Fotografía Histórica Que le tomo un Próspero Rey Duarte en 1873. Jahr Tres despues, el 15 de Julio de 1876, fallecio.
La fotos de Duarte es la Única Verdad Que existe documentada. Fué trasladada a la República Dominicana Por Prudencio Díez, tío de Duarte. El historiador José Gabriel García conservó Durante la ONU Tiempo. De allí realizada Pasó al Archivo General de la Nación, Institución Que facilitó la Fotografía de Miguel Núñez. De la ESA forma, el Proyecto tomo forma y el retratista sí embarco en la tarea entusiasta Que dio la Colección de Como Resultado Patriótica. Parte de Su Trabajo sí exhibirá en el Congreso Nacional Hasta el 28 de febrero PRÓXIMO, con Motivo del Bicentenario del Nacimiento del patricio.
“Principio de la ONU desde entendi Que debia HACER UN retrato de Duarte. No queria HACER Una Figura aérea, de mirada perdida, ni Menos Una Figura celestial, santo parecida a un. Hacer, sin retrato con AES characteristics desvinculaba al Fundador de la República Dominicana del Ser Humano “.
Núñez afiló Su talento de retratista, agudizó sos sentidos y Puso mano a la obra párr lograr lo Que Se propuso: pintar un sin Juan Pablo Duarte “de carne y hueso”, del Siglo XXI, sin patricio Vinculado a los Estudios, a los Libros , Vinculado a la ciudad, a Las Ventanas, abiertos con Cielos, sin Duarte Sentado, de Pie, reflexionando, los rayos solares Recibiendo y de cara a la ciudad intramuros, “la Ciudad del Ozama”, Donde vivio y La Que Adoro.
“Comencé a trabajar Hace Lo Que Mucha Gente ha Llamado sin banco de imagen de Duarte, Una ilusión PARA UN artista, Todos tenemos PORQUE Los Artistas Una ilusión. Confieso Que la Figura de Duarte me produjó, Por Primera Vez, Senti sin Sentimiento profundo, Senti Que mis pinturas, ademas de deleitar con el color, los Paisajes, Montañas Las, Las Palmeras, las bailarinas, la Ciudad Colonial, Los Parques, las iglesias, las procesiones, tenian trascendencia, es Decir, De Alguna Manera los Retratos de Duarte hijo, Al Menos VisualMente, Educativos y despertarían la Conciencia Entre los dominicanos “.
De Modo Que Miguel Núñez, Lleno de Entusiasmo, sintio Que trabajaba en las Naciones Unidas Proyecto profundo, serio, histórico, patriótico y Educativo. La labor de retratista del patricio TIENE Consecuencias Para El pintor de 54 Años, Quien ha presentado 15 Exposiciones Individuales elogiadas y valoradas Por La Critica.
“Ésto me ha Costado Mucho Sacrificio PORQUE él Teñido Que colocar un sin Lado Las Pinturas Comerciales Qué Hago concentrarme para, de forma Permanente, un Trabajo este. Ésto conlleva la ONU Proceso de Investigación de Duarte, de Su obra, Su personalidad, los Aspectos Familiares y Todo Sobre la instancia de parte humana “.
Originalidad del Trabajo
Núñez Muestra orgullo CUANDO habla de la Colección de Retratos de Duarte, o “banco de imagen”, formada Por Una exquisita Colección de Obras de distintos Formatos, realizadas expresamente con Materiales de Alta Calidad, desde los óleos, lienzos y los marcos de las Piezas , Elaborados En Un 80 Por Ciento de caoba Centenaria.
“Que el procurar Enmarcado Tuviera Que Dignidad y las Obras sobrevivan a los Siglos. Esa FUE uña de mis preocupaciones principales ‘, independientemente de Toda La palabra capacidad, el Empeño, los Recursos técnico-pictóricos Empleados, la retratística y los Materiales Empleados.
¿Que imagen del patricio Tenías en Mente when observaste la Fotografía original, Por Primera Vez? Núñez Recuerda Que le Impacto la foto, ya PORQUE Eran visibles en los Duarte campaña Síntomas de la EDAD, de la tuberculosis y de Otros quebrantos de Salud.
“Era la Figura de Un hombre Que un estába Pocos Pasos de la tumba. Estába Muy delgado, disminuído, con el cuello tan delgado Que el corbatín estába sin un Lado y no ajustaba. Me impresionó Bastante y decidi Trabajar con el Duarte de La Trinitaria, con el Duarte de la Filantrópica “.
El retratista confiesa Que Siente la ONU profundo Respeto Por La iconografía de duartiana Otros Artistas, Elaboradas a Traves de los Anos y, ALGUNAS de Ellas, basadas en solo recuerdos.
AJUSTES necesarios
“Debo aclarar, Como retratista, QUE FUE necessary HACER menor extraordinarios párrafo Pintar una ONU MÁS JOVEN Duarte. Yo quise retratar la ONU Duarte de 50 a 55 Años, Es Decir, UNA EDAD security Adecuada, quitándole Un poco los campaña Síntomas de las Enfermedades Que padecía.
Me lo SENTIDO Muy complacido en Este Bicentenario de Juan Pablo Duarte, Por Todo el Entusiasmo Que ha mostrado la Población dominicana y Todo Por El Espacio Que Se abre Para La Reflexión con Relación a Nuestra Identidad.
El Duarte Que HEMOS querido HACER, de carne y hueso, optimista, Vinculado al Conocimiento, a los Libros, es párr Que quede en la Conciencia del dominicano y de Una Manera visual aprendamos a study El Verdadero Rostro de la patria.
Yo, un Través de las Imagenes y de Manera verbal, exhorto a los jovenes a ir al encuentro de Duarte, Que comencemos a investigar a Duarte párr Que MUCHOS Que Aun no lo aman, empiecen a admirarlo y respetarlo Como El Fundador de la República, Como padre de Nuestra Nacionalidad “.
TOMADO DE AREITO,PERIODICO HOY

 

A Cuarenta Años: Crónica de un Golpe de Estado

A Cuarenta Años: Crónica de un Golpe de Estado
¿Es que la dictadura militar ha terminado?

 

Cuando el arte se convierte en un instrumento de lucha

 

1.- Backyard: El patio trasero

Preguntarse por el fin de una dictadura militar como la chilena bien pudiera parecer una obviedad. Es como preguntar por el fin del Tercer Reich o la Guerra Fría, pues, todos los signos indican que, en efecto, la historia ha señalado un ocaso. Pero debemos ser cautos e insistir en la pregunta, más todavía en la experiencia chilena, pues pareciera que lo que dábamos por finiquitado persiste obstinado de mil maneras en la vida social y política de nuestro país. Instalada la interrogante, surge la inquietante sospecha de que no se trata de enmarcar en un paréntesis un determinado régimen de terror (1973 – 1989), pues los paréntesis suelen ser porosos, cuando no, ilusorios. Si nuestra sospecha es correcta, habría iniciar una reflexión con la hipótesis de que el golpe de estado de Augusto Pinochet se fraguó mucho antes de lo que indican las fechas oficiales y todavía no termina.

Si hemos de darle crédito al Informe Church, un documento elaborado por el Senado estadounidense en 1975, lo cierto es que la Casa Blanca a través de su servicio de inteligencia CIA financió la desestabilización del gobierno de Salvador Allende desde que éste fuera elegido en las urnas, antes de que asumiera la presidencia del país en 1970. De hecho, en una tradición inaugurada en Italia en 1948, la CIA intervino en las elecciones chilenas de 1964 y 1970. El gobierno de entonces, encabezado por Richard Nixon y su secretario Henry Kissinger, fueron los artífices que vieron culminada su obra en septiembre de 1973 como parte de una estrategia mundial inscrita en la Guerra Fría.

 

No es necesario forzar la historia para demostrar con nítidos antecedentes que la conspiración anti allendista fue obra de una potencia extranjera y que ésta comenzó, por lo menos, tres años antes de los fatídicos acontecimientos como una sistemática acción encubierta. Todo lo acontecido durante los llamados mil días del gobierno popular: boicot diplomático y económico, atentados terroristas, huelgas de gremios profesionales y empresariales, presión al interior de las fuerzas armadas, y una orquestada campaña de prensa encabezada por El Mercurio, respondió en gran medida a los dólares invertidos en Chile, tanto por agencias gubernamentales estadounidenses como por corporaciones multinacionales.

Desde la perspectiva de Washington, el gobierno de Salvador Allende significaba un riesgo serio y la amenaza de una “segunda Cuba” en América Latina y con ello una expansión del poder comunista soviético. Recordemos que aquel mismo año, el gobierno de Nixon se retiraba de Viet Nam como fruto de una negociación en París. Recordemos, además, que la intervención norteamericana en Latinoamérica no era nada nuevo en su agenda política regional; después de la Segunda Guerra Mundial cayeron los gobiernos de Arbenz en Guatemala, Goulart en Brasil y la República Dominicana fue invadida igual que Granada y Panamá años más tarde. Hasta el presente, todas las administraciones en la Casa Blanca han mantenido el bloqueo a Cuba y una hostilidad explícita a cualquier régimen de corte democrático popular, como es el caso de Venezuela, Ecuador o Nicaragua.

2.- La alegría ya viene

 

 

La dictadura de Augusto Pinochet deja el poder ejecutivo en el marco de su propia institucionalidad. Este hecho marcará la llamada transición pacífica a la democracia, con el aplauso no disimulado de Elliot Abrams. Con escasas medidas cosméticas, los gobiernos de la Concertación debían gobernar con las reglas heredadas de la dictadura y con el compromiso de no tocar a ninguno de los cómplices del general durante su gobierno. La Concertación de Partidos por la Democracia gobernaría durante cuatro gobiernos sucesivos sin alterar, en lo fundamental, el modelo económico ni el modelo político diseñado por el dictador.

El resultado de casi dos décadas de “gobiernos democráticos” en que se alternaron la Democracia Cristiana y el Partido Socialista generó en el país más expectativas que resultados. La gestión concertacionista logró naturalizar un orden constitucional, revistiéndolo de una pátina republicana que no hacía sino consolidar lo que algunos han llamado una “democracia de baja intensidad” Como todo proceso, éste no estuvo exento de graves debilidades entre sus propios protagonistas y, en el límite, de una degradación de la cuestión pública en que se mezclaron negocios y política. En pocas palabras, una “constitución de facto”, ilegal y corrupta en su origen, terminó de corromper a una clase política que olvidó los grandes valores que decía defender para comenzar a defender los valores bursátiles y a las grandes empresas.

Los últimos gobiernos concertacionistas, insistiendo en un “pastiche republicano”, no lograron mantener la unidad en sus propias filas ni impedir que los escándalos se sucedieran. El proceso hizo crisis en las últimas elecciones presidenciales, dándole una mayoría circunstancial al actual mandatario, representante del empresariado y la derecha extrema. En el presente, la movilización social pone de manifiesto un cierto “malestar ciudadano” con el actual estado de cosas. Se ha planteado la necesidad de una “Asamblea Constituyente”, cuestión que divide a las distintas corrientes progresistas y democráticas ante la posibilidad de un eventual gobierno liderado por Michelle Bachelet.

La Concertación constituyó un instrumento político de la década de los ochenta respaldado por el gobierno de los Estados Unidos. Durante dos décadas, este conglomerado de partidos articulo una política de consensos cuyo resultado está a la vista: Un gobierno de derechas. No es fácil, por tanto, proyectar un “revival” concertacionista en los años venideros, pues la realidad social y política es muy diferente a aquella de los años ochenta y noventa. Pareciera que todo se juega en un programa que se haga cargo de reformas serias y profundas en el sistema económico y político. No es posible conjugar, al mismo tiempo, la herencia de Pinochet en lo económico y lo político con el creciente malestar de la población.

Los acelerados cambios culturales verificados en esta primera década del siglo XXI instalan a las nuevas generaciones en coordenadas que exceden incluso los límites históricos nacionales, de tal suerte que surgen reclamos democráticos que no admiten los límites estrechos de una sociedad altamente autoritaria, clasista y excluyente. Los movimientos estudiantiles han mostrado ya los síntomas de estas nuevas tendencias políticas y culturales que instalan nuevos horizontes de sentido en nuestra sociedad, ante los cuales ni el actual orden institucional ni la clase política que quiere gestionarlo está a la altura.

3.- Pinochetismo sin Pinochet

La dictadura del general Augusto Pinochet se planteó como un régimen fundacional, esto es, como un punto de inflexión en la historia del país. Para llevar a cabo este propósito legó a las generaciones posteriores una carta constitucional diseñada, expresamente, para preservar un modelo económico y político que asegurara el dominio ganado por la fuerza de las armas para los sectores de derecha. Si bien la historia ya ha barrido de escena las cenizas del dictador, no ha ocurrido lo mismo con el diseño institucional sancionado por la junta militar en los años ochenta del pasado siglo.

El Chile de hoy no es sino la prolongación pseudo democrática del poder heredado por los políticos y empresarios de extrema derecha desde aquella pagana noche en Chacarillas. Fue allí, una fría noche de julio de 1977 cuando un grupo de fanáticos, devotos del Opus Dei, nacionalistas o pretendidos liberales, sellaron el pacto entre el terror militar y la elite política y empresarial que nos gobierna en nuestros días. Mientras muchos hogares en modestas poblaciones eran allanados cada noche, mientras muchos chilenos eran torturados, exiliados o asesinados, los poderosos celebraban sus nupcias con el sátrapa.

Hasta nuestros días permanece intocado un sistema electoral que impide la expresión genuina de un pueblo, mediante artificios legales que dejan fuera a los partidos pequeños. Hasta el presente, la impunidad de civiles y militares es la atmósfera naturalizada de nuestro quehacer político. Contra la opinión de sentido común, es necesario señalar que la dictadura en Chile no ha terminado: No ha terminado para los pueblos originarios que solo reciben una feroz represión de parte de las autoridades por reclamar sus derechos ancestrales. Tampoco ha terminado la dictadura para las miles de familias endeudadas por un sistema que lucra con la educación de los jóvenes de nuestro país ni para millones de trabajadores que deben sobrevivir con salarios miserables gracias al modelo neoliberal imperante. La dictadura existe en cientos de leyes y decretos que ordenan un país fundamentalmente autoritario al que se han plegado no pocos miembros de una clase política oportunista.

En esta llamada democracia, el pinochetismo impune está vivo aunque su líder haya muerto, jactándose de sus crímenes, haciendo apología de la violencia y del terrorismo de estado. Una avenida todavía celebra el once de septiembre y buques de la Armada Nacional enarbolan el nombre de uno de los golpistas. En esta llamada democracia, los cómplices de graves delitos de lesa humanidad siguen fungiendo como legisladores o funcionarios de gobierno. El pinochetismo sin Pinochet persiste como una peste en la sociedad chilena, impidiendo a las nuevas generaciones avanzar hacia formas más profundas de democracia. La actual constitución garantiza prebendas a la clase política, impunidad a civiles y uniformados y, desde luego, millonarias ganancias a las corporaciones chilenas y extranjeras.

Mediante un manejo cuasi monopólico de los medios de comunicación se ha incubado entre nosotros un imaginario mal sano que convierte las justas demandas de los movimientos sociales en una amenaza. Los noticieros de televisión y la prensa de gran tiraje han incubado una cultura del miedo y del consumo suntuario. La herencia pinochetista se traduce, entonces, en una amnesia dirigida que nos impide recordar que nuestra sociedad está erigida sobre una pila de cadáveres y que los culpables andan sueltos.

A cuarenta años del golpe de estado de 1973 los tribunales se han mostrado reacios, acaso incapaces de hacer justicia. Los pocos procesados y sentenciados por temas relativos a derechos humanos cumplen sus condenas en cárceles de lujo. El mismo Augusto Pinochet murió impune gracias a los buenos oficios del gobierno chileno, rodeado de sus seres queridos y con las bendiciones de rigor. A cuarenta años del golpe de estado, muchos chilenos todavía viven el luto y la angustia de no saber dónde están sus seres queridos. El golpe de estado no ha terminado en Chile, la reconstrucción democrática de nuestra sociedad no ha tenido lugar. Más allá de la demagogia, lo único cierto es el olvido, olvido de las víctimas de aquel trágico episodio. Olvido de los pobres de cada día. Olvido de nuestra propia dignidad como país.


· Investigador y docente de la Escuela Latinoamericana de Postgrados. ELAP. Universidad ARCIS

Los Gobiernos anteriores no entendieron que la educación es la llave al desarrollo

 
 
 

US Navy 100621-N-4971L-224 El Salvador Preside...

Tenemos muchos retos por delante, pero estamos satisfechos por los logros que hemos alcanzado en materia educativa en casi cuatro años de gobierno, dijo el Presidente de El Salvador, Mauricio Funes, durante la inauguración del año escolar 2013 en el Centro Escolar “Monseñor Oscar Arnulfo Romero” (COAR), en el municipio de Zaragoza, La Libertad.

“Estamos convencidos de que sin inclusión no hay educación”, aseguró el mandatario, y agregó que “desafortunadamente, quienes gobernaron en el pasado no entendieron que la educación es la llave que tienen los pueblos para alcanzar los más altos grados de desarrollo y progreso”, así como “mejorar el nivel de vida” de la población.

El lanzamiento del año escolar se desarrolló en uno de los centros educativos regidos bajo el Sistema Integrado de Escuela Inclusiva a Tiempo Pleno (EITP), que se pretende ampliar este año a más de 900 escuelas del país, con una proyección de incremento a la inversión social a través de los programas educativos.

El evento estuvo presidido por el Presidente Mauricio Funes; el Ministro de Educación, Hato Hasbún; la Primera Dama y Secretaria de Inclusión Social, Vanda Pignato; el gobernador político de La Libertad, Joaquín Aguilar y el director del centro educativo, el presbítero Adonay Chicas.

Previo al acto oficial, el jefe de Estado saludó cordialmente a la fórmula presidencial del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), al Vicepresidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, y al Alcalde de Santa Tecla, Oscar Ortiz.

La fórmula del FMLN, minutos antes de la ceremonia oficial, sostuvo una reunión con autoridades del centro educativo e hizo un recorrido por las aulas del recinto, en las cuales se exhibían los logros obtenidos con el nuevo modelo educativo de escuela inclusiva.

El moderno Sistema Integrado de Escuela Inclusiva fue diseñado e impulsado durante el mandato del profesor Salvador Sánchez Cerén como Ministro de Educación Ad Honorem, el cual calificó, hace un año, como un esfuerzo educativo que busca consolidar una escuela integradora y transformadora de la realidad.

En ese sentido, El Presidente Funes indicó que la gran tarea que deberá asumir el próximo gobierno es la de continuar con el fortalecimiento del sistema público de enseñanza, pero sobre todo, llevar a cabo la gran labor inclusiva que significa retener a los hijos e hijas de los sectores populares, de los más pobres en la escuela.

“Un sistema público de enseñanza deficitario agudiza las injusticias, desigualdades y perpetua la violencia y exclusión”, enfatizó el mandatario, y se comprometió a intensificar el trabajo en los 15 meses que quedan de gobierno para “dejar la mejor herencia posible a quienes nos sucedan”.

El jefe de Estado también defendió la inversión social en los programas educativos ante las críticas del partido de oposición, Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), y su candidato a la presidencia, Norman Quijano.

“Me parece una total desfachatez que el candidato (Quijano) diga a los cuatro vientos que hemos creado una política clientelar y asistencialista”, repudió Funes, y recalcó que este gobierno acabó con el clientelismo y asistencialismo de veinte años de ARENA.

Con respecto a la inversión social acotó que el gobierno no recortará los programas sociales estratégicos del país, sino que “vamos a continuar y los vamos a seguir reforzando” y expresó que “hemos dado un paso más en generar empleo y actividad económica a partir de nuestra política social”.

En los últimos tres años, según el gobierno, se ha invertido más de 218 millones de dólares y se han generado 50 mil 279 empleos directos. Este año, el Ministerio de Educación contrató 4,315 proveedores nacionales para la elaboración y fabricación de los paquetes y se estima una inversión de 73.5 millones de dólares.

En cuanto al Programa de Alimentación y Salud Escolar (PASE), 1 millón 339 mil 726 estudiantes de parvularia a noveno grado recibirán refrigerio y este año se ampliará el servicio para favorecer, por primera vez, a 149 mil 398 estudiantes de bachillerato de 499 instituciones educativas, con prioridad en aquellos municipios con el más alto índice de desnutrición, según datos del Programa Mundial de Alimentación (PMA).

El Gobierno prevé para éste año la expansión del Programa Presidencial “Vaso de Leche”, beneficiando a 800 mil estudiantes de 2,400 centros escolares de diez departamentos, generando empleo y mejorando la economía a más de dos mil ganaderos de la zona norte del país.

El Ministerio de Educación (MINED) se proyecta entregar en las próximas semanas los uniformes, zapatos y útiles escolares del programa “paquete Escolar” a 1.3 millones de alumnos y alumnas, y una inversión en infraestructura educativa para 791 instituciones por un monto de 91.3 millones de dólares.

De 2009 a la fecha, con respecto a la dignificación docente, el magisterio recibió un incremento salarial global del 20%, de forma escalonada, y una mejor atención en salud con la apertura de 30 consultorios y 22 policlínicos del Instituto Salvadoreño de Bienestar Magisterial (ISBM). Asimismo 34 mil maestros y maestras se han beneficiado con programas de formación o especialización y se proyecta capacitar a 21 mil docentes más en 2013.

El programa nacional de alfabetización “Educando para la vida” ha enseñado a leer y escribir a 141 mil personas en tres años, reduciendo el índice de analfabetismo del 17.9% al 13.2%. Para este año se prevé declarar “libre de analfabetismo” a 15 municipios más.

El Gobierno anunció la creación de un fondo para la adquisición de un servicio de transporte que permita trasladar a los jóvenes de manera segura al centro de estudios y espera ampliar el Plan Interinstitucional de Prevención y Protección Escolar, en coordinación con la Policía Nacional Civil (PNC), a 300 escuelas más, de las 180 atendidas actualmente en zonas de riesgo.

En el campo de la ciencia y la tecnología, se entregarán este año 3 mil 858 equipos informáticos, se capacitarán a 200 docentes en ciencia y tecnología y se garantizará el acceso a internet a 326 escuelas más del país.

Por la cantidad de personas beneficiadas, el Presidente Funes argumentó que la inversión “no es un gasto”, como lo señala la derecha del país, pero advirtió que el gobierno no posee los recursos suficientes, por lo que hizo un llamado a la empresa privada a apoyar el sistema educativo.

“Si de verdad nos quieren ayudar y quieren ayudar al pueblo en materia educativa, ayuden con computadoras, ayuden con inversión en Informática, eso es lo que necesitan nuestros estudiantes”, manifestó Funes.

El mandatario insistió en que se debe invertir tanto en calidad como en inclusión. “Yo no acepto aquellos que dicen, no hay que invertir en eso porque eso es asistencialismo, hay que invertir en calidad, la respuesta del gobierno es que hay que invertir tanto en calidad como en inclusión”, opinó, y subrayó: “necesitamos educación de calidad pero necesitamos también educación incluyente”.

El Salvador tenía para el 2009, antes del triunfo del FMLN en las elecciones presidenciales, uno de los valores más bajos de gasto público social por habitante (291 dólares) comparado con Brasil (1019 dólares), Chile (733 dólares) y Costa Rica (855 dólares).

Debido al incremento sustancial de la inversión social, de acuerdo al mandatario, el gobierno ha logrado cumplir con los programas sociales y han sido ejecutados con resultados exitosos. “Vean la concepción de nuestra política social. No es de corte asistencialista, como nos critican algunos”, indicó el Presidente.

En el programa de gobierno “Nace la esperanza, viene el cambio”, presentado por Mauricio Funes y Salvador Sánchez Ceren en 2009, se planteó la transformación de la cultura, educación, ciencia y tecnología del país, mediante una política nacional que incluyera los programas de dotación de paquetes escolares, alimentación escolar, alfabetización y mejoramiento de la infraestructura educativa.

“El Salvador ha iniciado un nuevo camino en materia de educación y yo lo resumiría así. Con todas y todos, por una educación de calidad, sin ustedes, estoy convencido que no hay educación de calidad y sin calidad no saldremos del atraso”, concluyó el mandatario.

Tercera Información

 

Fuente original: http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article46677

Haití: Reflexiones de un integrante de la Brigada Dessalines

 Sobre la realidad de un país ocupado. Cuando la soberanía se vuelve una utopía

 

English: Michel Martelly, Haitian politician
English: Michel Martelly, Haitian politician (Photo credit: Wikipedia)

 

 Hoy el 70% de la población haitiana es campesina, es decir vive directamente de la tierra.

Hoy el 60% de los alimentos consumidos en territorio haitiano son importados.

¿Por qué un país que tiene 7 millones de personas produciendo alimentos no puede darle de comer a las 10 millones de personas que lo habitan? Acá es cuando empieza la novela…

Según las agencias de cooperación internacional, las causas se encuentran en el modelo productivo atrasado, en la falta de tecnología de punta y en la inviabilidad de cualquier modelo productivo que no esté basado en la tecnología de insumos promovida por las multinacionales del agronegocio.

Esto es MENTIRA. Haití se autoabasteció de alimentos 150 años, hasta hace 30 años exportaba alimentos y no lo hacía produciendo sobre el modelo de agricultura industrial difundido a partir de la llamada “revolución verde”. ¿Entonces?…

Alguien está comandando este proceso de destrucción de la soberanía alimentaria mediante la despoblación del campo y la pérdida de la capacidad productiva. No hace falta indagar mucho para entender que ese alguien es Estados Unidos. Tampoco para ver cuáles son los objetivos que persigue.

Ante la pregunta ¿por qué a EE.UU. le interesa afectar la producción agropecuaria haitiana? Algunas de las muchas respuestas…

1) EL ARROZ

Haití hace 30 años se autoabastecía del arroz, que es la base de la dieta de su población. Hoy es el tercer comprador más grande, a nivel mundial, de arroz proveniente de los EE.UU. Esto es consecuencia directa de las políticas norteamericanas en el país y tiene dos beneficios estratégicos para EE.UU.: por un lado, actúa como buffer a sus exportaciones ante las variaciones anuales de su producción interna, ya que no tiene cuotas fijas a cumplir con Haití; y por otro lado, somete a los gobiernos del país caribeño a un mayor grado de dependencia, ya que ante cualquier medida que afecte los intereses imperiales, EEUU no tiene más que frenar los barcos de arroz que salen de Miami para agudizar el asedio de hambre al país y presionar al gobierno de turno.

2) CAMPESINO: ¡A LA MAQUILA!

La mano de obra no calificada, barata y exenta de cualquier derecho laboral es hoy un bien codiciado para el capital internacional y sus maquiladoras, más aún si los neo-esclavos están disponibles cerca de los grandes centros de consumo. Por esta razón, en los últimos 4 años se instalaron en Haití 18 zonas francas, con cientos de maquiladoras que en el mejor de los casos llegan a pagar un salario de U$D 2 diarios a sus trabajadores.

Sabiendo que en Haití hay millones de campesinos, sacarlos del campo y meterlos a trabajar en las maquilas es a todas luces beneficioso. Es con este objetivo que se boicotea la producción agrícola y se incentiva la reconversión de los agricultores hacia producciones que utilicen menos mano de obra. El máximo ejemplo en esta materia es el proyecto que, impulsado por la USAID, apuesta a reconvertir los arrozales en plantaciones de mango y banana, que utilizan 11 veces menos mano de obra.

3) DONDE ENTRA UNA MINA SALEN MILES DE AGRICULTORES

El territorio haitiano está cubierto en casi el 80% por montañas. Sobre estas montañas hay campesinos y debajo de ellas: oro, plata y cobre. Desde el 2010 se instalaron en el pais 11 proyectos de mega minería en manos de siete empresas (todas ellas provenientes de EEUU y Canadá).

Como lamentablemente ya lo sabemos en Argentina, este tipo de minería consume grandes cantidades de agua. El agua es un bien escaso e indispensable para los campesinos que deben emigrar de sus territorios a medida que las vertientes y arroyos se secan y se va volviendo imposible el -ya de por sí muy difícil- arte de ser agricultor en estas regiones montañosas.

Viendo algunos de los objetivos que persiguen los EEUU al atentar contra la soberanía haitiana, es interesante también evaluar algunas de las metodologías y herramientas que emplean a la hora de hacer realidad estas políticas.

1) LAS ONG y AGENCIAS

Son la cara más amigable del imperio. Según dicen, vienen a ayudar solidariamente a los pobres y desamparados. Manejan grandes cantidades de dinero que destinan fundamentalmente a: Cooptar y desarticular movimientos y organizaciones populares; donar alimentos para deprimir los precios internos; afectar la producción local e importar sus productos; introducir semillas e insumos del agro negocio en las producciones locales para, una vez perdidas las semillas criollas, comenzar a vender las semillas importadas y su paquete de insumos asociado; promover cultivos que necesiten poca mano de obra para dejar campesinos desocupados que trabajen en las maquiladoras. La madre de todas estas organizaciones es sin lugar a discusión la USAID.

2) LAS PRESIONES POLITICAS

La embajada de EE.UU. en Puerto Príncipe tiene más de mil funcionarios. Muchos dicen que es la casa de gobierno, y muy lejos no están de la realidad. A modo de ejemplo, el primer ministro Laurenth Lamothe es un confeso títere de los EE.UU. y todas sus decisiones responden a la embajada. Estas decisiones contradicen muchas veces la voluntad del actual presidente Michel Martelly, pero esto no parece importar demasiado.

3) EL GARROTE

Intervenir tan abiertamente en el país más pobre del hemisferio -un país que tiene 80% de subalimentación y una esperanza de vida que no supera los 50 años-, naturalmente genera mucho malestar entre los pobladores, que ven, no sin razón, a “los blancos” como la causa de todos sus males. Este malestar deriva en inestabilidad política y dificulta el ingreso de los capitales. Pero para esto también hay solución, y ahí entra en juego la MINUSTAH, una tropa que proviene mayoritariamente de países sudamericanos, que cuesta 800 millones de dólares al año (el presupuesto total del estado haitiano es de 1000 millones). La MINUSTAH no tiene, en la práctica (aunque sí en el discurso) otra función más que la de reprimir a un pueblo cansado ya de tanta explotación y condiciones de vida tan miserables y así mantenerlo callado y quieto mientras se continúa saqueando su territorio y explotando su trabajo.

En un país donde el hambre es un problema cotidiano, la pérdida de soberanía alimentaria sale a la luz de forma más evidente y dramática. Pero aún así, queda claro que es sólo una de las facetas de la pérdida de soberanía general, que abarca también los planos territoriales, políticos, económicos y culturales. Para la existencia del imperialismo, es condición la pérdida de soberanía nacional de los países pobres en manos de los países imperialistas. Por lo tanto, luchar por la soberanía nuestramericana es ser antimperialista y ser antimperialista es el único camino para ser libres.

El caso haitiano no es algo lejano y aislado de nuestra realidad. Las mismas empresas de agronegocio y los mismos capitales mineros son los que explotan hoy los recursos que constituyen la base de la economía argentina.

Alba TV

Facundo Ramos es militante del Frente Popular Darío Santillán – Corriente Nacional e integrante de la Brigada Dessalines, de Solidaridad con Haití

Fuente: http://www.albatv.org/Cuando-la-soberania-se-vuelve-una.html